Por qué me duele??

Dolor sin daño relevante , fisioterapia del dolor.

Dolor sin daño relevante , fisioterapia del dolor.

Diariamente en los centros de fisioterapia el motivo principal de consulta por parte de los pacientes es el dolor. Nadie acude al médico (o fisioterapeuta u osteópata o quiropractor…) diciendo , “doctor , creo que tengo una contractura por culpa de una disfunción biomecánica” , si no más bien “doctor , no puedo mover el cuello , me duele muchísimo!”.

El dolor nos incapacita, nos hace sentirnos mal, es realmente desagradable, pero , qué es realmente el dolor? para que querría el cuerpo , sabio y perfeccionado durante miles de año,s otorgarnos este castigo?

Realmente, por difícil que resulte de creer, deberíamos estar agradecidos al dolor , nos ha permitido llegar hasta donde estamos , es un gran mecanismo de supervivencia.

Cuando nuestro consciente percibe dolor en alguna zona del cuerpo inmediatamente esta sensación desagradable nos hará tomar medidas para alejarnos del foco de peligro. Veamos un simple ejemplo: Acercamos la mano al fuego, nos quemamos y rápidamente el sistema nervioso nos hace alejar la mano del fuego de forma rápida y refleja. Pero no solo eso, si no que creará un recuerdo de esa situación para que la próxima vez que veamos fuego, no nos acerquemos.

Antiguamente se pensaba que el estímulo nocivo era el que provocaba dolor al activar los “receptores del dolor”, el daño está donde duele, y si hay dolor en una zona, algo debe ir mal allí. Actualmente se sabe que eso no es del todo cierto, no existe ningún tipo de receptores del dolor, igual que no hay receptores de amor o receptores de tristeza.

Los nociceptores, receptores de nocividad, se activan cuando perciben muerte celular o riesgo de la misma. Es entonces cuando el cerebro, tras comparar esa información con situaciones previas similares, expectativas, situación actual, posibilidades de futuro, estado de ánimo etc, dará una respuesta en forma de dolor que hará tomar al individuo una conducta que lo aleje del peligro.

Pero es ahí donde se complica el asunto, en esa estimación que el cerebro hace sobre la situación. Es en ese punto donde emociones, estados de ánimo, miedos o carencias de información pueden hacer que se module, para bien o para mal , la sensación dolorosa. Por ello, se dan casos, en los que un mismo estímulo puede ser terriblemente doloroso para alguien  , y apenas perceptible para otro.

Veamos otro ejemplo: un golpe en el codo. Si hemos llegado tarde al trabajo, el jefe nos ha ehcado la bronca, se nos cae el café encima y se nos estropea el ordenador , posiblemente el golpe nos duela mucho , y juremos en ebreo , nos agarremos el codo y gesticulemos con fuerza… Sin embargo si al enterarnos que nos ha tocado la lotería saltamos y nos golpeamos el mismo codo en el mismo sitio, posiblemente ni le echemos cuenta…

Por qué? No es el mismo golpe?

Por lo general no nos preocupa el dolor evocado, es decir , si nos hemos dado un golpe , o hemos realizado un fuerte esfuerzo y nos duele la musculatura relacionada, solemos estar tranquilos. El problema viene con la falta de información “pero por que me dolerá esto? si me han visto cinco médicos y todos dicen que no tengo nada, creo que me pasa algo  y nadie sabe lo que es , como no lo solucione me pasará algo peor…”

“por qué me duele?””por qué nadie sabe lo que tengo?” “cómo lo soluciono?” “será grave?”

Todas esas dudas , miedos , visitas al médico y tratamientos infructuosos sólo refuerzan la memoria del dolor. Y aquí reside el otro gran problema de los dolores crónicos, el recuerdo del dolor.

Desde hace poco se ha corroborado que el dolor crea memoria, tanto en el tejido como a nivel del Sistema Nervioso. Por ello, estímulos antes inofensivos pueden desencadenar respuestas dolorosas por el sistema nervioso que intenta defendernos de una amenaza que no es real. Es decir, cuando hemos recidivado continuamente en la misma lesión, con el mismo dolor, es muy posible que el dolor no se corresponda con el daño. Existen casos en los que la estructura está bien (o no está…), pero el dolor percibido es alto (dolor del miembro fantasma??

Esto complica realmente la situación , los médicos , fisioterapeutas , osteópatas y demás nos hemos vuelto locos durante años buscando el foco del dolor,  la estructura que está produciendo el dolor , la fascia , el músculo , la articulación , el tendón, la meninge , buscando siempre un foco estructural, pero la realidad es que existen casos , que acuden a diario a consulta en los que nos encontramos avocados al fracaso si no conseguimos romper el proceso de sensibilización del sistema nervioso.

Para lograr esto existen un gran número de medidas más allá de la terapia física. Lo primero, LA INFORMACIÓN. El simple hecho de sentirse escuchado, y que alguien le explique, de manera serena y concisa, la realidad, con todo el nuevo conocimiento científico, probablemente produzca, si no una reducción del dolor, si un mejor manejo del mismo. Si eliminamos el miedo del paciente  al “que me pasará”, porqué ha aprendido que el dolor no tiene por qué corresponderse con el daño, posiblemente ese paciente comience a moverse más y mejor y se encuentre menos ansioso o deprimido por su afección.

Es importante decir que la mayor parte de los dolores crónicos de larga duración cursan con cuadros (esporádicos o crónicos)  de ansiedad o depresión.

De igual manera, un control preciso de los síntomas, una mayor actividad física, un mejor conocimiento de los mecanismos de la enfermedad y los procesos dolorosos aumentarán las probabilidades de reducir el dolor o mejorar el manejo del mismo.

Actualmente la neurobiología de dolor constituye un fuerte campo de investigación en fisioterapia, siendo una corriente cada vez más implantada en la comunidad fisioterápica. Sociedades como la SEFID (sociedad española de fisioterapia y dolor) trabajan día a día en la investigación y divulgación sobre los recientes avances en el campo del dolor. ( http://sites.google.com/site/sefidsp/    página oficial).

Muy interesante también el blog de Don Arturo Goicoechea , reconocido experto en el campo del dolor http://arturogoicoechea.wordpress.com

Como siempre esperamos que la información publicada os sea de 😀

 

Anuncios

Acerca de fisioacosta

Fisioterapeuta enamorado de su profesión. Interesado en el dolor crónico ,la tecarterapia y la fisioterapia en las artes escénicas. www.acostafisioterapia.com
Esta entrada fue publicada en fisioterapia del dolor y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s